Preparando cuentos desde la ventana…

Nos gusta que los cuentos aparezcan en los lugares más insospechados. Escondidos entre los manuales antiguos del sobrao; agazapados en la memoria de un padre que busca desesperadamente el recuerdo de lo que le contó su padre o abuelo; en las páginas de un libro; en las páginas de tu libro, que aún no está escrito; o en la ventana que se abre todas las mañanas a las 10h entre la Calle Valencia y la Calle Pérez Oliva, donde a veces hay sorpresas como esta bicho tan extraño.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s